Santander: comunicado del Obispo ante la exclusión sanitaria

ObispoSantanderAnte el Real Decreto 16/2012 del Gobierno Español, que modifica la legislación  en la asistencia pública sanitaria para los inmigrantes, como Obispo de la Diócesis de Santander MANIFIESTO lo siguiente:

1.       El citado Decreto excluye del derecho a la asistencia sanitaria a las personas extranjeras sin autorización de residencia en España, un derecho que estaba reconocido hasta ahora por la ley de Extranjería. La asistencia sanitaria se mantiene solamente para los casos de urgencia por accidente o enfermedad grave hasta el alta médica, mujeres embarazadas y menores de 18 años.

2.       A la luz del Evangelio y de la Doctrina Social de la Iglesia, hay que proclamar que “todo emigrante es una persona humana que, en cuanto tal, posee derechos fundamentales inalienables que han de ser respetados por todos y en cualquier situación” (Benedicto XVI, Caritas in Veritate, n. 62).

3.       La exclusión del sistema sanitario de los inmigrantes irregulares o “sin papeles” es una medida injustificada y los coloca en una situación de mayor vulnerabilidad.

4.       Por ello apoyo los planteamientos  y las iniciativas encaminadas para que se apliquen medidas que devuelvan la atención sanitaria pública y universal a las personas inmigrantes excluidas de la misma por el mencionado Real Decreto 16/ 2012.

Santander, 22 de agosto de 2013.

+ Vicente Jiménez Zamora, Obispo de Santander.

Nota: texto enviado por el Obispo de Santander a la Plataforma “Ciudadanía contra la Exclusión Sanitaria” de Cantabria, y a la atención de D. José Antonio Sánchez Raba.  http://ciudadaniacontralaexclusionsanitaria.blogspot.com.es/

Burgos. Encuentro ecuménico

EcumenismoBurgos1El domingo 21 de julio el Obispo Ortodoxo Rumano de España y Portugal, monseñor Timotei Lauran, realizó una visita a su parroquia de Burgos dedicada a los Santos Apóstoles Pedro y Pablo, con ocasión de la bendición del nuevo iconostasio. Aprovechando esta circunstancia, la víspera por la tarde tuvo un encuentro con el Arzobispo de Burgos, D. Francisco Gil Hellín, y después ambos presidieron una oración conjunta en la catedral.

El encuentro tuvo lugar a las 6 de la tarde en la residencia del Arzobispo; durante más de media hora dialogaron sobre la situación de ambas Iglesias (no era la primera vez que se veían; ya en 2008 habían mantenido otro encuentro). Acompañados por algunos otros sacerdotes se dirigieron a la catedral, donde esperaban un buen número de cristianos ortodoxos rumanos y también un grupo de católicos, especialmente relacionados con el ámbito del ecumenismo y de la pastoral de migraciones. Ya dentro de la Capilla del Santo Cristo, con la monición inicial se enmarcó la oración en la celebración del Año de la fe, durante el cual expresamente se piden “iniciativas ecuménicas dirigidas a favorecer la restauración de la unidad entre todos los cristianos, que es uno de los fines que se propuso el Concilio Vaticano II”. Se fueron alternando salmos y cánticos en rumano y en español, se proclamó el texto del Génesis en que Abraham recibe la visita de tres caminantes (en él está inspirado el famosísimo icono de la Trinidad de Rublev), rezamos juntos el Padrenuestro y cantamos también a la Virgen María. Al final, ambos Obispos dirigieron unas palabras, impartieron conjuntamente la bendición, y se despidieron con un abrazo, aplaudido por todos los presentes. La jornada terminó con una visita turística a la catedral por parte del Obispo Ortodoxo y sus acompañantes, guiados por el presidente del Cabildo.

EcumenismoBurgos2A la mañana siguiente, ya en la parroquia ortodoxa (situada en la c/ Caja de Ahorros Municipal), el Obispo Timotei procedió a la bendición del nuevo iconostasio (equivalente a nuestros retablos) y presidió la Sagrada Liturgia, dentro de la cual fue bautizada la hija del nuevo sacerdote ortodoxo rumano de Burgos. La larga ceremonia (más de cuatro horas) concluyó con un abundante aperitivo de productos rumanos. Asistió a la celebración una delegación de la Iglesia Católica de Burgos, encabezada por el Vicario General (que pronunció al final unas palabras), al que acompañaban varios responsables de migraciones y ecumenismo.

Como decían los Obispos españoles en su documento de 2007, “la presencia entre nosotros de inmigrantes procedentes de las diversas tradiciones cristianas –sobre todo ortodoxos- constituye para la Iglesia una oportunidad para el diálogo y el trabajo ecuménico, para reforzar y ejercer la fraternidad entre los cristianos”. Este encuentro del 20 y 21 de julio en Burgos fue una manifestación de lo mucho que compartimos y de cómo podemos trabajar juntos por mantener y extender la fe en el único Pastor, Jesucristo.

 

Burgos: V Jornadas diálogo cristiano-musulmán

DialogoCristianoMusulmanEl Centro Cívico San Agustín de la capital burgalesa acogió los días 12 y 13 de junio las V Jornadas de diálogo organizadas por el Grupo de conocimiento y diálogo cristiano-musulmán, dependiente de la Mesa diocesana de pastoral con inmigrantes.

Este Grupo se inició en 2008 y desde entonces se reúne cada dos meses para compartir experiencias y dialogar sobre temas relativos a las dos religiones, además de convocar cada año unas jornadas abiertas a la participación de otras personas.

En ocasiones anteriores se había abordado la posibilidad del diálogo (2009), los obstáculos en la convivencia (2010), musulmanes y cristianos en las revoluciones árabes (2011) y la mujer en el Islam y en el Cristianismo (2012). Las presentes Jornadas llevaban como título Respeto y convivencia entre musulmanes y cristianos, y adoptaron un nuevo formato, partiendo de la película “De dioses y hombres” : la historia de unos monjes franceses asesinados en 1996 en Tibhirine (Argelia). La película plantea cómo la comunidad cisterciense se ganó el respeto de la comunidad musulmana y dio un paso más allá llegando a una buena convivencia y conocimiento. Hay una frase que resume esta experiencia; cuando las autoridades piden a los monjes que se marchen del monasterio para garantizar su seguridad, ellos consultan a la gente del pueblo cercano que les pide que se queden, y una mujer les dice: “vosotros sois la rama y nosotros los pajarillos que encontramos seguridad al apoyarnos en ella”. La película distingue además bien entre el pueblo musulmán por un lado y los terroristas por otro.

DediosesyHombresTras la proyección de la película la primera tarde, en la segunda se realizó el cineforum partiendo de dos experiencias: la de Mohammad Beiloune Ten, musulmán sirio afincado en Zaragoza desde hace años, y la de Ramón García, sacerdote paúl párroco de Quintanadueñas, que durante 11 años trabajó en Melilla y atendió comunidades de religiosas en Marruecos. En el rico e intenso debate fueron saliendo experiencias e ideas distintas, como que no podemos hablar de “dioses” sino de un único “Dios”, que la política y la economía son las que están detrás de muchas violencias ejercidas en nombre de la religión, lo mucho que nos une en la fe y en la convivencia de cada día, la importancia de la oración y a la vez del trabajo por la justicia, la importancia del perdón, la necesidad de condenar la violencia… para acabar diciendo que el horizonte, el futuro, es el mismo para todos, y no hay otro camino que la convivencia en los pequeños detalles de cada día.

Esto han dado de sí las V Jornadas de diálogo cristiano-musulmán, en las que ha participado un numeroso grupo de diversas procedencias: de la cercana parroquia de San Julián, inmigrantes de Atalaya Intercultural, musulmanes de la mezquita próxima, religiosas de distintas congregaciones, agentes de pastoral de migraciones… En sí mismas estas Jornadas son ya un pequeño paso para la convivencia que todos deseamos.

Segovia. Semana del Corpus 2013. Alrededor de 80 personas de diferentes credos, participaron en un gesto común

corpus segovia 2Dentro de la Semana de Actividades de Cáritas, en la tarde noche del 28 de mayo se reunieron más de 80 personas de distintos credos en una oración compartida.

Esta oración fue preparada entre las diferentes confesiones presentes (musulmanes, católicos y evangélicos), con el fin de orar juntos, desde las distintas experiencias del amor de Dios, por el empeño decidido de construir una humanidad más unida, capaz de acoger, valorar y enriquecerse con la pluralidad que representamos. Sigue leyendo